Principio de incertidumbre

Empiezan las colaboraciones en la azotea. No podía ser de otra forma. La primera invitada, mi Lugarteniente, que como siempre, anda por el mundo MEJORANDO LO PRESENTE.

Además de tener varios significados como una teoría física y una canción, podría decirse que es el estado en el que se encuentra actualmente mucha de la gente que conozco. Atrás quedaron los apuntes, los trabajos, el “no me da tiempo ni de coña” etc…  pero también los descansos, las cañitas y las risas cuando teníamos el día tonto. Ahora ha llegado la hora de hacernos mayores, de pensar qué queremos hacer con nuestras vidas y cómo queremos llegar allí.

Es el momento de pasar pagina demostrar que no todo en el periodismo está en las teorías ni en la pirámide invertida, sólo los mejores profesores nos han cambiado la forma de ver las cosas, nos han hecho mirar más allá, y seguramente por eso sean recordados por la mayoría.

Esta última ha sido una etapa en la que los problemas más pequeños nos parecían cruciales para nuestras vidas y gracias a algunos, nos hemos dado cuenta que la mayor parte de los problemas que pensamos, no lleguen nunca a aparecer. Porque como dice el vídeo de presentación del Café ultravioleta :”lo que si es cierto es que los problemas que realmente tienen importancia en la vida, son aquellos que nunca pasaron por tu mente, esos que te sorprenden a las cuatro de la tarde de un martes cualquiera.”

Así que poco más. Sólo decir que ha sido un placer compartir con todos vosotros esta parte de la vida, de otra forma no hubiera sido tan divertida.

Ahora hay que salir al mundo a triunfar cada uno en sus facetas, y espero que nos sigamos viendo para contarnos nuestros éxitos. Hasta que lleguemos a ellos el camino no va a ser fácil, pero si no, no molaría tanto. O lo que es lo mismo como dice Mafalda: “La vida es linda, lo malo es que muchos confunden lindo con fácil.”

Y mientras tanto, Mariam sigue mejorando lo presente.

1 Response to “Principio de incertidumbre”


  1. 1 Ángel F. Marín 22 julio 2008 a las 10:56 pm

    Llega un momento en el que caemos en la jodida certeza de que hemos crecido. Es el sonido de lo inevitable; e inevitable es el hecho de encontrarnos con que, en ocasiones, mirar hacia atrás no es más que el momento de crear recuerdos que se difuminarán en el pasado como sombras en la bruma.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




El Sello

el sello

Agotamiento neurótico con predisposición a molestar

Gente que ha subido

  • 160,811 digresores

Placas-Homenaje en mi azotea

picotas

mosby

lugarteniente mejorando lo presente

lacasitos

Días en los que aquí sigo…

julio 2008
L M X J V S D
« Jun   Ago »
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031  

Las escrituras de la azotea

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

A %d blogueros les gusta esto: