II. Índice

“Los grandes cambios implican un corte de pelo”
Escribía pop pero pensaba rock. Nunca supe quien de los dos dijo esa frase, pero nos ayudaba a ambos para no olvidarnos de lo más importante. Nos conocimos después de dos rupturas sentimentales. Suyas claro, llevábamos mucho tiempo siendo amigos, desde antes de empezar la universidad, pero fue bebiendo unas cervezas con nuestros amigos de siempre, mirando la noche desde un césped cualquiera de Madrid cuando descubrí quien era en realidad, aluciné. Todavía ahora, a veces, me resulta difícil verle como sé que es. Ya amanecía, nos iríamos en cuanto se desentumecieran nuestras piernas. Él empezó la última conversación de la noche, la que nos ha traído hasta aquí.
–Publicaré un libro en algún momento, ¿Quieres representarme?
–Sólo si es bueno.
–Vale, pero a lo mejor no es sólo uno.
–Ya veremos.
Nos despedimos y no hablamos de eso hasta unos meses después. Apareció en mi casa, nervioso, y me dio un taco de hojas que un año más tarde le habían convertido en el “escritor joven con más talento del nuevo siglo”. No lo decía yo, lo escribió el tipo de las recomendaciones literarias de Esquire.
El segundo fue peor. “El crío que quería ser escritor se ha quedado en el casi”. Esto lo escribió otro crítico en una reseña de unas diez líneas. Después de eso no ha habido más. Me dijo que no le salía. Se fue de Madrid un tiempo y escribía historias que me mandaba prácticamente cada mes con orden de que no se me ocurriera presentarlas en la editorial, todavía no era lo que quería. Decía que no era bueno y a veces tenía razón.  Teníamos margen y él los márgenes se los tomaba con calma. Un día de verano volvió y parecía el mismo, pero desde que volvió estuvo casi seis meses sin escribir una sola palabra. Y eso nos lleva hasta hace dos semanas.
Estábamos en su casa fumando y viendo algo en el ordenador, cogió una libreta que guardaba sin abrir. Escribió algo en la primera página y me lo dijo.
–Ahora estoy seguro. Necesito Rock, aunque me la pegue. Dame hasta verano.

4 Responses to “II. Índice”


  1. 1 Ana Mosby 6 abril 2010 a las 10:12 am

    Esta sí es la azotea…aquí subo y me quedo hasta que me empujes..
    “Escribía pop pero pensaba rock”…con estos arpones tal vez algún día tenga que saltar, pero mientras tanto ve poniendo dos Bud a enfriar que me quedo, hago tortilla y digredimos juntos, como antaño..

  2. 2 Ana Mosby 6 abril 2010 a las 10:33 am

    y por cierto,gran título. Me gusta el regreso y MUCHO.

  3. 3 Ticio 2 junio 2010 a las 2:37 pm

    Debería darme más paseos por aquí–!!!

    Te adelanto que me estoy planteando empezar un blog!!!


  1. 1 Tweets that mention II. Índice « digresion -- Topsy.com Trackback en 19 abril 2010 a las 12:35 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




El Sello

el sello

Agotamiento neurótico con predisposición a molestar

Gente que ha subido

  • 160,811 digresores

Placas-Homenaje en mi azotea

picotas

mosby

lugarteniente mejorando lo presente

lacasitos

Días en los que aquí sigo…

abril 2010
L M X J V S D
« Mar   Ago »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

Las escrituras de la azotea

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.

A %d blogueros les gusta esto: